Vínculo de pareja: un comienzo en la búsqueda de la intimidad

La vinculación de los amantes va más allá de la atracción física e incluye, además del físico, los componentes emocional, espiritual e intelectual. La vinculación de la pareja es un término que describe la relación entre una pareja que se atrae mutuamente y que está unida para llevar a cabo la aventura de vivir en unión.
Aún sin tener que estar vinculada a través del matrimonio, la pareja es una entidad única que se ha unido con el propósito de lograr una identidad. La vinculación es un proceso gradual que busca formar una unidad de unión, compromiso e intimidad.

Seguir leyendo

Tu voto:

Aquellos a quienes rechazamos, pueden ser nuestros grandes maestros

Existen muchos tipos de maestros: los de la escuela tradicional, los que generan una fuerte influencia en sus alumnos a lo largo de su vida o los grandes maestros de la historia, cuya influencia no sólo queda en la gente de su época o su cultura, sino que su conocimiento y sabiduría trasciende a lo largo de los siglos, como los grandes filósofos: Platón, Sócrates, Aristóteles o Epícteto.

Pero, además de estos grandes maestros universales – que también fueron juzgados y condenados por aquellos que proyectaban en ellos sus partes negadas – , existen otros, los de todos los días, y son aquellos que nos “molestan”, nos enojan y exasperan con sus conductas y sus comportamientos. Aquellos que están cerca de una u otra manera, en la vida de todos los días y que no toleramos porque nos reflejan aquello que, simplemente, no somos capaces de aceptar en nosotros por miedo, vergüenza o prejuicio.
Pero, ¿puede ser, alguien que no toleramos nuestro maestro?

Seguir leyendo

Tu voto:

Los límites como punto de encuentro con los otros

Existen límites que nos ayudan a crecer y otros que limitan nuestro desarrollo. Si no sabemos decir NO, porque no toleramos el sentimiento de culpa, estaremos pasando por encima de nosotros y acumulando resentimientos hacia los otros.
Si, por el contrario, los límites tienen que ver con no sentirnos capaces o con el derecho de alcanzar nuestras metas, estamos ante límites negativos, construidos en nuestro pensamiento, que nos impiden alcanzar lo que deseamos.
Los individuos se cuestionan sobre cuándo se debe poner límites y cuándo se deben reducir o eliminar – por ejemplo, aquellos los límites mentales-, que nos impiden alcanzar algún objetivo importante en nuestra vida, que nos hacen pensar que no podemos, que no somos capaces o que no nos merecemos eso que deseamos.
O, por el contrario, cuando debe decir “No” a aquellos que tratan de detenerlo, manipularlo, controlarlo o imponerle obligaciones o acciones que en realidad no le corresponden cumplir. Las personas sienten miedo de que, si dicen “no quiero”; “no me corresponde”; “no me interesa”; “No puedo”, esté ante una situación incómoda, de crisis o de riesgo, donde pueden llegar a estar en juego muchas cosas: la relación con un amigo o con la pareja, el trabajo, la “tranquilidad” familiar, sin embargo, si por evitar tener un conflicto con otros, se pasa por encima de uno mismo, los resultados pueden ser aún, mucho más negativos y perjudiciales que si se hubiera enfrentado, simplemente, un NO QUIERO, NO DESEO, NO ME CORRESPONDE, NO PUEDO.
Hay que ser sumamente cuidadosos al momento de decidir poner un límite o no hacerlo, pues de eso, pueden depender muchas cosas.

Seguir leyendo

Tu voto:

Conductas generadas de los juicios

Juzgarse a uno mismo o a los demás genera cierto tipo de actitudes y conductas como:
Aconsejar al otro para “que se de cuenta de sus errores”.
Manejar a las personas para que piensen o actúen no como ellos desean o consideran que es correcto, sino que como nosotros pensamos que es correcto.
Discutir para tratar de convencer a otros de nuestra verdad negando la de ellos.
Y varias más.

Seguir leyendo

Tu voto:

Sentir intensamente las emociones y dejarlas marchar.

Desapego no significa evitar que la experiencia penetre dentro de uno, al contrario, debemos permitir que nos afecte plenamente, si hacemos eso, entonces seremos capaces de dejarla partir. Si nos sumergimos en nuestras emociones y nos dejamos bañar por ellas hasta el final, sin dejar que nuestros pensamientos interfieran, las experimentaremos de manera total, plena y completa. Podremos saber realmente, lo que es el amor y lo que es el dolor, o la pérdida de un ser amado y podremos decir que reconocemos y aceptamos dicha emoción, que está bien sentirla, sin pelearnos con ella. Una vez sentida, podemos agradecerle su enseñanza o su mensaje y despedirnos de ella.

Seguir leyendo

Tu voto:

Espacio: Gestalt, Desarrollo y Comunicación

Crece, Aprende, Desarróllate.

Conócete un poco más, mes con mes.

Temas de desarrollo personal todo el semestre.

Para tu crecimiento humano y existencial.

Mejora tus relaciones, autoestima, parejas, adicciones, sexualidad, codee pendencia, límites sanos, inteligencia emocional en la familia, nido vacío.

Más barato por semestre, o, si tú lo prefieres, puedes cursar mes tras mes sólo los temas que a ti te interesen.

Conoce en este documento los temas generales del diplomado.

Se desarrolla un tema al mes, durante cuatro sesiones.

Seguir leyendo

Tu voto:

Darse el permiso de sentir los sentimientos

Las emociones no son sólo algo abstracto, son energía que se materializa en nuestro interior y ocupa un espacio real. Si me congestiono con mis propios sentimientos, mi organismo no tiene lugar para nada más a menos que digiera lo  que estoy sintiendo y lo exprese hacia el exterior de diferentes maneras como llorando, gritando, riendo, empujando o golpeando.

No es suficiente reconocer las emociones y los sentimientos sólo a un nivel racional, necesitamos darnos el permiso de sentirlos y manifestarlos y de compartirlos con otros, en especial en relación con aquel o aquellos que estamos sintiendo eso que sentimos. Reconocer nuestra vulnerabilidad, nos vuelve hermosos, nos convierte en personas reales y no en objetos programados.

Seguir leyendo

Tu voto:

1 2 3 4 5 7