Los celos: ¿una emoción normal o patológica?

De cualquier forma los celos son, en realidad, una consecuencia del amor: os guste o no, existen.

Robert Louis Stevenson

tratamiento_celos_con_gestalt
Tú me perteneces

Los celos constituyen una emoción que emerge como consecuencia de un afán desmesurado de poseer algo de manera exclusiva (me perteneces, eres mío, soy tuyo y de nadie más y tú eres mía y de nadie más). Es el miedo a perder el amor de la pareja y de que nos sea infiel, de manera real o a través de la fantasía.

Los celos están más condicionados por el deseo de propiedad que por el erótico y son un fenómeno común en nuestra cultura.

No son, en todos los casos, una cuestión patológica y, por tanto, no deben generar uncelos y vergüenza sentimiento de vergüenza. Son una de las mayores pasiones del ser humano sin importar la época o el lugar donde haya existido.

En cualquier relación amorosa, es necesario aceptar la presencia de a incertidumbre respecto a la relación, tanto en el presente como en el futuro.

Sin embargo, los límites de los celos normales y racionales y los celos patológicos e irracionales no es fácil de marcar.

La aparición de celos intensos es, con frecuencia, un reflejo de la inseguridad personal, un sentimiento de posesión sobre la pareja y el miedo de la pérdida de esta en función de un tercero. Ser celoso, de este modo, es equivalente a dar signos de inestabilidad emocional y a confundir el amor con posesión.


Los celos irracionales y desproporcionados son un reflejo de la inestabilidad emocional de la persona que los siente y su confusión del amor con la posesión.


La función de adaptación evolutiva de los celos


celos_apego_dependencia_sanaLos celos al igual que el resto de los sentimientos, desempeñan una función de adaptación evolutiva asegurando la estabilidad del hogar y creando el ambiente necesario para la protección de la descendencia.

Se experimentan ante el temor por la pérdida de una persona. Constituyen un sentimiento de malestar generado por la sospecha, la seguridad o la fantasía de perder a la persona amada, a quien se desea de manera exclusiva.


Los celos en sí mismos no son anormales ni, necesariamente, resultado de inmadurez emocional.


Son una cualidad que permite cuidar lo que más se quiere para que nadie se lo arrebate.

El significado del termino celo es: (Del lat. zēlus, ardor, celo, y este del gr. ζῆλος, der. de ζεῖν, hervir).

  • Cuidado, diligencia, esmero que alguien pone al hacer algo.
  • Interés extremado y activo que alguien siente por una causa o por una persona.
  • Recelo que alguien siente de que cualquier afecto o bien que disfrute o pretenda llegue a ser alcanzado por otro.
  • Sospecha, inquietud y recelo de que la persona amada haya mudado o mude su cariño, poniéndolo en otra.

Se experimentan en la pareja y en cualquier otro vínculo


La conducta celosa se presenta no solo en la pareja, también entre los padres por los hijos,

terapia_gestalt_parejas
Los celos se dan en todas las relaciones

entre los hermanos, en las amistades, en relación de los profesores con los alumnos, entre la suegra y la nuera, etc.

Son un sentimiento que prácticamente siente todo el mundo alguna vez en su vida, pero, no por el hecho de llegar a sentir celos alguna vez, se les puede nombrar personas celosas.

Sencillamente, en algún momento, han sentido que experimentan un especial cariño por una persona determinada, que puede ser su compañero, su amigo, un profesor, un familiar, etc. y, en algún momento, han sentido el temor de perder el aprecio especial de esa persona a favor de otro y es, justo ahí, donde han surgido los celos.

Los celos patológicos


Los celos, cuando llegan a ser patológicos, se presentan más frecuentemente en la relación con la pareja. El celoso siente celos de su compañero o compañera y tiene celos del rival o rivales (real o imaginario), que pone en riesgo la relación.

Sin embargo, es importante insistir en que los celos tienen un valor adaptativo. Sentir celos no es sinónimo de trastorno o patología. Al igual que las demás emociones, son inherentes al ser humano, por lo que no se pueden eliminar, sería tan absurdo como pretender eliminar el miedo, la tristeza, el amor, el enojo lo la alegría.

Son, desde este punto de vista, normales, fruto, como las demás emociones, de la propia existencia y no deberían provocar preocupación si se manejan dentro de ciertos límites (al igual que el resto de las emociones).

Los celos son un problema cuando se convierten en tiranos de la persona que los experimenta y generan una pérdida de la realidad que afecta negativamente a la relación, generando malestar tanto en la persona que los experimenta como en la persona que se cela.

¿Por qué has elegido ser celoso? Tus celos solo destruirán innecesariamente tu energía. En vez de estar celoso, averigua qué puedes hacer con tu energía, qué puedes crear.

Osho.

Durante los episodios de celos se experimenta de manera invariable, un temor intenso por

perder al ser amado, un miedo a quedarse solo afectivamente, un acentuado sentimiento de humillación y vergüenza y una pérdida del sentimiento de exclusividad sexual, así como una incertidumbre ante el futuro.

terapia_gestalt_pareja_celos_infidelidadLa capacidad de concentrarse se ve afectada negativamente por el absorbente malestar que centra su atención en el miedo de perder a la pareja. Se llega al grado de perder el control y sacar la rabia hacia la pareja, cuando ésta menciona algo que ver con una relación que terminó hace años.

El alivio transitorio del celoso solo se obtiene a través de conductas comprobatorias, las cuales se convierten por otra parte, en un tormento para la víctima. Estas conductas están dirigidas a comprobar la realidad de sus suposiciones en relación a la infidelidad de su pareja. Ejemplos de estas conductas son: revisar su agenda o su celular, oler su ropa, vigilarla, hacerle preguntas tratando de descubrir que les miente, desconfiar de lo que les dicen, etc.

Cuando los celos llegan a un nivel más grave y están acompañados de depresión por parte de quien los siente, pueden provocar que la víctima se suma en la desesperación de no saber cómo enfrentar la conducta persecutoria o sintiéndose culpable de lo que ocurre a su pareja.

Se puede llegar al grado de no poder distinguir con facilidad cuál de los dos es el paciente o, más bien, reconocer que ambos están viviendo una situación de riesgo y malestar que puede destruirlos como personas y como pareja.

Bibliografía: Celos en la Pareja, Echeburúa Enrique, Fernández-Montalvo Javier (Ed. Ariel, 2001)

Se puede concluir entonces que

  • Los celos son una consecuencia del deseo de poseer en exclusividad el amor de una persona.
  • Son el reflejo del miedo de la persona a perder el amor de su pareja o a la infidelidad de ésta.
  • Están más condicionados por el deseo de poseer que por el deseo erótico y son una realidad de nuestra cultura.
  • No son, en todos los casos, una cuestión patológica y no deben generar vergüenza.
  • Son una de las mayores pasiones del ser humano de cualquier lugar y de cualquier época.
  • No es sencillo determinar el límite de los celos normales de los patológicos.
  • La incertidumbre es una cuestión permanente durante en toda relación y durante toda la existencia de la vida de la pareja.
  • Los celos intensos son un reflejo de la inseguridad personal y la baja autoestima.
  • Ser celoso es equivalente a dar signos de inestabilidad emocional y a confundir el amor con posesión.
  • Los celos al igual que el resto de los sentimientos, desempeñan una función de adaptación evolutiva
  • La conducta celosa se presenta no solo en la pareja sino también en cualquier otro tipo de relación como entre los padres y los hijos o entre amigos.
  • Los celos son un sentimientos que todos hemos sentido alguna vez en nuestra vida.
  • Al igual que las demás emociones, son inherentes al ser humano, por lo que no se pueden eliminar como no se puede eliminar la tristeza, el miedo o el enojo.
  • Son fruto de la propia existencia y no deberían provocar preocupación si se manejan dentro de ciertos límites.
  • Son un problema cuando se convierten en tiranos de la persona que los experimenta y generan una pérdida de la realidad que afecta negativamente a la relación.
  • Los celos generan malestar tanto en la persona que los experimenta como en la persona que los padece.
  • El alivio transitorio del celoso sólo se obtiene a través de conductas comprobatorias, las cuales se convierten en un tormento para la víctima que todo el tiempo está siendo observada y vigilada generándole sentimientos de enojo, vergüenza, miedo, confusión, impotencia, tristeza.
  • La víctima puede llegar a sentirse culpable de lo que le ocurre a su pareja celosa, sin poder entender con claridad, qué es exactamente lo que hace para provocarle los celos.
  • Los celos son un riesgo y un malestar para ambos miembros de la pareja, que, llevados al extremo, los puede destruir como personas y como pareja.

conflictos pareja

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s